Cargando las baterías de la forma correcta

Antes era común esperar a que una batería de Niquel-Cadmio (NiCad) se descargue por completo para volverla a cargar, evitando así el efecto memoria.

Hoy en día los dispositivos móviles como celulares, PDA o notebooks cuentan con baterías de Ion de Litio (Li-Ion) que prefieren una descarga parcial en lugar de una completa para volver a cargarse.

Esta tecnología no tiene efecto memoria y cuenta con una vida útil de 2 a 3 años que empieza a correr a partir de la fecha de fabricación.

Lo ideal entonces es evitar las descargas completas frecuentes ya que esto ocasiona estrés a la batería. Varias descargas y cargas parciales son mejores que una recarga intensa. Y sólo es recomendable aplicar una descarga completa cada 30 cargas con el único fin de calibrar el indicador de uso de batería en caso de que se note una pérdida en su precisión.

Basado en miplaneta.com